¿ Sabían que “Mágico González” participó de una gira por los Estados Unidos vistiendo la elástica del FC Barcelona en el año 1984 ? ¿ Quieren conocer alguno de los detalles de esa aventura americana junto a Maradona, Menotti, Clos o Migueli participando en la quinta edición de la Trans-Atlantic Challenge Cup enfrentando a Cosmos, Fluminense y Udinese ?

Nos trasladamos a las postrimerías del reinado del “clan argentino” en Can Barça con el “Flaco” César Luis Menotti y Diego Armando Maradona como lugartenientes. Días en que el “pelusa” ya estaba con un pie y medio fuera del Barça, tras los lamentables hechos de la final de la Copa del Rey disputada en Madrid contra el Athletic de Bilbao de ClementeZubizarretaSarabiaEndikaSolaGoicoecha , Dani y compañía. Podríamos aseverar que ese Barça estaba marcado por los biorritmos, que eran los causantes de estar más despiertos por las tardes que por las mañanas para entrenar y hete aquí que illo tempore, el “Flaco” Menotti debía escoger un combinado para hacer una gira tras finalizar la Liga 1983-1984 y que llevaría al equipo catalán a enfrentarse al Cosmos de New York el 28 de Mayo y al Fluminense el 3 de Junio de 1984. Dado que el Barcelona debía terminar lo más dignamente posible una nueva Liga perdida y jugar frente a la Real Sociedad, la lista de convocados tuvo que estar integrada por jugadores de otros equipos; Barbas del Zaragoza o Tendillo del Valencia fueron sondeados pero no pudieron acompañar a la expedición, no obstante sí que se pudo contar con los servicios de Husillos del Murcia y sobre todo con la colaboración estelar del gran salvadoreño Jorge “Mágico” González.

fa652x
Cartel de la Trans-Atlantic Challenge Cup de 1984

A pesar de la participación mancomunada del argentino Husillos, “Mágico” y Maradona la unión no fue sinónimo de éxito y el Barcelona perdió frente al Cosmos en New Jersy por 5 a 3 y empató a 2 goles con el Fluminense en tierras brasileñas. Sin embargo, el “Mágico” dejó una buenísima impresión marcando un gol y formando una prometedora dupla con Diego Armando Maradona. Como muestra, un botón. Las combinaciones entre ambos cracks no tenían nada que envidiar a las actuales entre Neymar y Messi. Una auténtica gozada “vintage”.

Estas son las fichas técnicas de la “gira Americana” del Barça en 1984, en la denominada “Copa Transatlántica“.

COSMOS-BARCELONA 5-3 ( jugado en el Giants Stadium de New Jersey el 28 de Mayo de 1984 )

CosmosBrcic, Eskandarian, Dan Canter, Neeskens, Debrito, Gray, Vogicevic, Borja, Terlecki, Cabañas (Green), Moyers.

Barcelona: Amador, Comas, Migueli, Olmo, Valor, Oswaldo (Gimenez) , Estella, Husillos, Clos, Maradona, “Mágico” (Cañizares).

Árbitro: Edward Bellon.

Goles: Husillos (3). Neeskens anotaría, como no, de penalti para el equipo de New York.

Fluminense-BARCELONA 2-2 ( Jugado en New York el 3 de Junio de 1984 )

Fluminense: López, Aldo, Duilio, Vica, Branco, Rene, Leomar, Romerito, Wilsinho, Washington, Paulinho.

Barcelona: Amador, Oswaldo, Migueli (Cañizares), Olmo, Valor, Estella, Leiva (Gimenez), Husillos, Clos, Maradona, “Mágico” González .

Árbitro: Bob Evans.

Goles: Estella y “Mágico” González.

Ojo al gol de penalti materializado por Romerito, entonces en Fluminense, a Amador, portero del FC Barcelona en aquella gira, luego fallaría otro en la suerte final del desempate donde se impuso el Barcelona por 5 a 4 .

El Udinese italiano, sin su máxima estrella, Zico, por su parte fue el cuarto invitado al torneo y quien se llevó el torneo al imponerse al Cosmos.

El Barça estuvo dirigido en ambos encuentros por Rogelio Poncini, segundo de Menotti que se quedó en Barcelona dirigiendo al equipo en los últimos compases de Liga, mientras la directiva azulgrana ya buscaba recambio para Diego y sonaban nombre como los de Ian Rush o Mark Hateley.

Tanto Menotti como Maradona querían contar con el jugador que en un trofeo “Ramón de Carranza“, se quedó dormido en la cama de masajes del vestuario del Cádiz, que como anfitrión, perdía estrepitosamente frente al FC Barcelona por 0 a 3 y que una vez despierto, en la segunda parte, marcó un par de goles y repartió dos asistencias para alcanzar la victoria. El “Mágico” siempre se crecía ante los equipos grandes.

La magia de González sólo la pudo detener Urruti cuando el salvadoreño, con la camiseta del Valladolid, lanzó un penalti injusto, cometido por Julio Alberto sobre Torrecilla, posibilitando el codiciado “alirón” en la Liga de 1985 y las recordadas “butifarras” del mítico portero vasco.

Dicen que el gran ex jugador del FASCádiz y Real Valladolid podía haber acabado jugando en el FC Barcelona pero los directivos que acompañaban al equipo fueron testigos de cómo en un simulacro de incendio en el Hotel de Nueva York donde se alojó la expedición azulgrana, “pillaron” in fraganti al salvadoreño con una señorita en la habitación y … no terminaron de verlo claro.

La vida tormentosa del salvadoreño y su extremado gusto por el hedonismo ya salió a relucir toda vez maravilló al mundo futbolístico en el Mundial de España de 1982 y cuando ya rehusó jugar en el PSG alegando que aquello era demasiado compromiso para él, ya que como apuntaba atinadamente:

“Reconozco que no soy un santo, que me gusta la noche y que las ganas de juerga no me las quita ni mi madre. Sé que soy un irresponsable y un mal profesional y que estoy desaprovechando la oportunidad de mi vida. Lo sé , pero tengo una tontería en el coco: no me gusta tomarme el fútbol como un trabajo. Si lo hiciera, no sería yo. Sólo juego por divertirme ”

Quien pudo ver en acción a Mágico no lo puede olvidar. Si no lo conocen todavía, disfruten, vale la pena y alucinen con el regate de la culebrita.

Anuncios